[ Vía: El confidencial ]

Las madres bolivianas podrán amamantar a sus bebés de hasta seis meses en sus lugares de trabajo o centros de estudio, según un nuevo decreto aprobado por el Gobierno de Bolivia.

La autorización permite a todas las madres trasladar a sus bebés a sus puestos de trabajo, aunque deben valorar previamente si las condiciones en las que realizan su labor no suponen un peligro para sus hijos.

El decreto también señala que tanto las empresas como los centros de estudio deben adecuar ambientes "para que las madres con niños lactantes menores de seis meses puedan amamantar en condiciones óptimas".

En la legislación actual, las mujeres que han tenido hijos y trabajan pueden disponer de 60 días de permiso de maternidad que pueden repartir antes y después del parto. Además, madres y padres no pueden ser despedidos de sus trabajos hasta que su bebé cumpla un año.

El Gobierno boliviano ha exigido asimismo a las empresas y las instituciones del Estado donde hay más de 50 empleados en plantilla que cumplan con la obligación de instalar guarderías para los hijos de sus empleados.